Pescar en aguas ajenas

La sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea sobre el acuerdo de pesca con Marruecos es salomónica. El enfoque hallado por los jueces permite mantener el acuerdo y contentar, por tanto, a ambas partes negociadoras sin contradecir al derecho internacional. Si el pacto, viene a decir el dictamen, permite a los barcos europeos faenar en aguas marroquíes es obvio que las aguas territoriales del Sáhara Occidental no están incluidas. Es una argumentación impecable, si no fuera porque la realidad es que ese convenio viene permitiendo la pesca europea (española en su mayor parte) en aguas saharauis. De hecho, la UE debería ahora intentar garantizar que no se faenara en ellas.

Seguir leyendo.

Powered by WPeMatico

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *