La ruptura de la unidad sindical pone en jaque la continuidad de la huelga

La ruptura de la unidad sindical dentro del comité de huelga de los funcionarios de Justicia amenaza la continuidad de la huelga indefinida que mantiene paralizados los juzgados gallegos desde el pasado 7 de febrero. Los afiliados a Comisiones Obreras, una de las siete centrales que conforman este organismo negociador, decidirán este miércoles en asamblea su permanencia en el comité tras los incidentes registrados durante la jornada de votación del pasado viernes, en la que los funcionarios decidieron por un 51,8% —por apenas 90 votos de diferencia— mantener el paro y rechazar la subida salarial planteada por la Xunta.

Tanto CC.OO. como los sindicatos SPJ-USO, UGT y CSIF habían alcanzado un pacto con el Gobierno gallego un día antes de la votación que supondría el fin de la huelga a cambio de un incremento salarial que situaría a los funcionarios gallegos como los cuartos mejor pagados de toda España en el año 2020. Sin embargo, y tras el triunfo del «no», estas centrales cuestionaron el resultado de la votación por entender que los sindicatos más radicales del comité de huelga —CIG, CUT y STAJ— promovieron un «ambiente de coacción» que supuso un «ataque a los derechos y libertades más básicas de una democracia.

Estos altercados no solo han llevado a CC.OO. a estudiar la posibilidad de desmarcarse del ente negociador. Este lunes, UGT aclaraba a través de un comunicado que aunque «hasta ahora las negociaciones con la Administración se realizaron dentro del comité de huelga», existen «otros ámbitos de actuación» como las mesas sectoriales que también cuentan con «capacidad plena de obrar». En ese mismo escrito, la organización sindical insta a las centrales radicales a «retractarse» de las acusaciones vertidas el pasado viernes contra los representantes de las centrales más moderadas e instaron a CIG, CUT y STAJ a realizar un «ejercicio de generosidad», dejando a un lado «la arrogancia, la prepotencia y la unilateralidad».

También mediante un comunicado remitido a los medios, el sindicato CSIF manifestó que «da por rota la unidad sindical» a raíz de los episodios registrados en la jornada de votación del viernes «instigados por los sindicatos que boicotearon la consulta». Aclaran además que aunque permanecerán dentro del comité de huelga, de ahora en adelante adoptarán la posición que consideren oportuna de manera individual «en defensa de los intereses legítimos» de los funcionarios adheridos a esta organización sindical. Del mismo modo, permanecerá en el comité la central mayoritaria entre los trabajadores de la Justicia, SPJ-USO, que ayer reconocía la «voluntad mayoritaria» de los trabajadores de rechazar la propuesta de la Xunta y continuar con el paro, al tiempo que arremetía contra la actitud «incomprensible» de los sindicatos radicales.

Reunión mañana
Pese a las críticas de CC.OO., SPJ-USO, CSIF y UGT, las centrales contrarias a la última oferta ofrecida por la Xunta emplazaban este martes al Gobierno gallego a mantener este miércoles una nueva reunión que permita poner fin al paro indefinido que arrancaba el pasado 7 de febrero. En distintas ruedas de prensa, representantes de CIG, STAJ y CUT mostraron su disposición a «interrumpir» la huelga durante la negociación si los representantes de la Administración autonómica acceden a «sentarse y negociar sin levantarse de la mesa».

Las centrales más radicales expresaron su deseo de que en esa hipotética reunión estén presentes «todas las partes implicadas», si bien ahondaron en la desunión sindical arremetiendo contra las cuatro organizaciones partidarias del acuerdo con la Xunta, a las que acusaron de estar «haciendo el juego» al Gobierno gallego en lugar de defender una propuesta «mejor» para el conjunto de los funcionarios.

Fuentes de la Administración autonómica consultadas por Europa Press aclararon que, por el momento, no están previstos nuevos encuentros entre las partes. Este martes el vicepresidente Alfonso Rueda reiteró que el Gobierno gallego no ofrecerá una nueva subida. «La Xunta tenía una propuesta y esa es la que la Xunta mantiene», concluyó.

Powered by WPeMatico