Isabel San Sebastián: «El pueblo español acostumbra a olvidar o maltratar a sus héroes»

A Isabel San Sebastián el interés por la Asturias medieval le viene de lejos. Después de dedicarle a esta tierra dos títulos ambientados en los primeros impases de la Reconquista, «La visigoda» (2006) y «Astur» (2008), la escritora y periodista vuelve a las librerías con «La peregrina» (Plaza & Janés). Un libro en el que Alana de Coaña, personaje recurrente dentro de la obra de San Sebastián, recorre las abruptas y salvajes sendas del primer Camino de Santiago junto al monarca asturiano Alfonso II el Casto y su comitiva en dirección a un bosque cercano a Iria Flavia, donde, según se dice, se encuentran los restos del apóstol.

«La peregrina» es una continuación de «La visigoda» y de «Astur». ¿Se planteó la historia de Alana de Coaña como una trilogía?

No, cuando escribí «La visigoda» no sabía que iba a escribir «Astur», lo mismo ha ocurrido ahora con «La peregrina». Sin embargo, la historia de Alana y la de Huma, su madre, ha fascinado a los lectores, y a mí también como su creadora. Son dos mujeres fuertes, mágicas, espirituales, que representan perfectamente la cultura matriarcal de la Cornisa Cantábrica.

¿Cuánto hay de Isabel San Sebastián en Alana de Coaña?

Hay mucho. Si hubiese nacido en el siglo IX, sería como Alana de Coaña. Tenemos el mismo sentido de la maternidad, del disfrute de la naturaleza, de los paisajes de la Cornisa Cantábrica; también nos parecemos en nuestra curiosidad por todo lo que nos rodea. Por otro lado, y como es normal, nuestra concepción de la religión o del poder es distinta.

Para escribir «La peregrina» realizó el Camino Primitivo. ¿Qué sintió al recorrerlo?

Hacer el Camino de Santiago siempre es una experiencia mágica.

Portada de «La peregrina» Recorriendo el Camino Primitivo descubrí paisajes y personas maravillosos. Pude ver los escenarios de una etapa importantísima para la Historia de España y Europa, como fue la del nacimiento del Reino de Asturias y el comienzo de la Reconquista. Lo pasé algo mal también, porque lo hice con una lesión en el tobillo derecho.

Siempre se ha dudado sobre que los restos del apóstol se encuentren en Santiago.

Efectivamente, es algo que no sabemos. Sin embargo, la importancia de las reliquias y del Camino ha sido tan grande para Europa y la cristiandad que es prácticamente irrelevante si son verdaderas o no.

Sobre Alfonso II el Casto dijo una vez que «se trata de un buen ejemplo de la proverbial ingratitud española hacia sus héroes». ¿A qué cree que se debe esa ingratitud?

A que el pueblo español, que tiene capacidad para protagonizar increíbles hazañas, como ser el único capaz de desislamizarse junto a los sicilianos, es capaz también de tremendas felonías. Tiene la costumbre de fustigarse a sí mismo olvidando o maltratando a sus héroes.

A veces parece que tenemos tendencia a analizar hechos del pasado desde una perspectiva actual.

Eso ha pasado, por ejemplo, con la conquista de América, que es uno de los hechos históricos más importantes y tenemos muchos motivos para sentirnos orgullosos. Se pudieron cometer abusos, que se cometieron, pero lo que no se puede hacer es valorar un acontecimiento del siglo XVI de acuerdo a criterios actuales. Eso es un anacronismo y una estafa intelectual y moral.

A lo mejor se podría haber hecho más desde el Gobierno para cuidar la Historia de España.

Pues sí, lo que pasa es que no da votos, y los políticos solo invierten en lo que da votos. Todo lo demás les importa un pito. No se ha invertido nada en fortalecer la historia común de los españoles, ni en cine ni en series de televisión. El resultado es que hay mucha gente que desconoce sus orígenes y estos acaban muchas veces desdibujados. Debemos trabajar por recuperar nuestra Historia.

Supongo que esa recuperación la debería encabezar la Real Academia de la Historia junto a las Universidades…

Deberían. Pero mire, si no lo hacen ellos, lo tendremos que hacer los escritores. Cuando los encargados de salvaguardar lo nuestro no lo hacen, tendremos que hacerlo los demás. Como ya hicimos este verano en la UIMP varios autores españoles dentro de un curso que se llamaba «La novela al rescate de la Historia de España».

¿Qué es la Historia para Isabel San Sebastián?

Una fascinación. Algo que no me aburre ni me deja satisfecha nunca. La Historia es aquello que dota a una sociedad de cultura y raíces. Lo que nos hace ser lo que somos. Ayuda además a combatir el tribalismo, que es una cosa que yo detesto. El conocimiento del pasado hace que uno pueda comprender que se es algo más que el miembro de un grupo.

«La peregrina»
Autora: Isabel San Sebastián

Editorial: Plaza & Janés

Número de páginas: 552

Precio: 22,90 euros

Powered by WPeMatico