Gonzalo, el invitado de ‘First Dates’ que no necesita a nadie para piropearse

La noche de hoy en ‘First Dates’ nos ha dejado la visita de Gonzalo, un joven apuesto y al que no le hace falta nada ni nadie para gustarse. La noche ha comenzado con la llegada de Paula, una modelo venezolana, que ha confesado que, tras salir de su país, comenzó a engordar por culpa de la cerveza, el jamón y la tortilla española. Se lo tomaba con buen humor y conoció a Andrés.

El chico, un fotógrafo muy apuesto que le gusta inmortalizar a todo lo que se le ponga delante. “A mí me gusta posar” le advertía Paula. Flechazo al instante y segunda cita prevista para una pareja que han tenido una cita muy interesante en las mesas de ‘First Dates’. Todo lo contrario que nuestro protagonista de la noche, Gonzalo.

“Me veo al espejo y me veo guapo”, así entraba Gonzalo por las puertas del restaurante. Y su cita, Naomi, que buscaba alguien con personalidad y que la tratara bien, parece que no ha dado en la clave para que Gonzalo la considerase digna de él. La mayor parte de la cita, Gonzalo ha estado mirando a todo menos a Naomi. A pesar de los esfuerzos de la gaditana por sacar temas de conversación, el transportista no le mostraba el más mínimo interés.

¿Cómo te gustan las chicas?” preguntaba Naomi. “Guapas y deportistas”, Naomi intentaba sacarle algo más y despertó a la “bestia”, “solo guapas” le espetaba Naomi, “hombre, entiéndeme, no voy a estar con un cardo. Yo soy atractivo. Ponte en mi lugar”, directo y sin ningún tipo de tapujos. En ese momento Naomi descubrió que Gonzalo no era para ella. Ni para ella ni para ninguna, porque Gonzalo con sigo mismo le sobra y basta.

Se fueron de vacío de ‘First Dates’, pero la situación se veía nada más entrar al restaurante. Otra vez será.

Powered by WPeMatico