El picoteo más saludable para disfrutar del Mundial

El próximo jueves 14 de junio da comienzo uno de los eventos deportivos más esperados: el Mundial de Rusia 2018. Este contará con un total de 64 encuentros que tendrán lugar en los doce estadios del país anfitrión durante un mes. Y como es habitual, en las reuniones entre amigos y familiares para disfrutar de los partidos tienen su correspondiente hueco para los aperitivos. Los snacks salados como las patatas fritas, salsas elaboradas y, por supuesto, la comida rápida como las hamburguesas, pizzas o el pollo frito son las estrellas de estas reuniones de los que no hay que abusar por su alto contenido en grasas.

En este sentido, el Grupo NC Salud, empresa de referencia en asesoramiento nutricional en farmacias, propone alternativas de picoteo más saludables durante estos encuentros deportivos:

Crudités con humus casero. Las elaboradas con zanahoria, apio o calabacín son algunas de las más comunes y son muy recomendables por conservar todo su valor nutricional al estar crudas. Además, las legumbres como los garbanzos, principal ingrediente del humus tradicional, cuentan con un alto contenido en fibra, minerales como el hierro, magnesio, zinc o potasio, proteínas vegetales, hidratos de carbono de absorción lenta, y poca cantidad de grasa.

Encurtidos. Pepinillos y cebollitas son, probablemente, la opción menos calórica de todas. Las aceitunas sin embargo, son ricas en grasa (eso sí, monoinsaturada y cardiosaludable) y en sal (hipertensiva). Los altramuces, son una buena opción también (sobre todo desprovistos del puñado de sal que con el que se suelen rociar justo antes de servir) ya que son leguminosas (bajas en grasa, ricas en fibra y proteínas vegetales).

Chips vegetales caseras. Es importante señalar que, si se hacen fritas, tendrá el mismo efecto que unas patatas de bolsa. Así que deben hornearse en casa para que no aporten esas calorías y resulten más saludables. «Aunque según el alimento en cuestión el contenido calórico puede variar, las diferencias son bastante pequeñas, por lo que no hay motivos de peso para dar prioridad a unos chips frente a otros», explica Marta Gámez, directora técnica del Grupo NC Salud. «Los más calóricos son los de remolacha, manzana y zanahoria y los menos los de calabacín o rábanos».

Frutos secos. Son alimentos con alto contenido en grasas (de ahí que su consumo deba ser moderado), pero suponen también una fuente de grasas cardiosaludables acompañadas de fibra, proteínas y una serie de minerales y vitaminas esenciales. Es importante destacar que se deben consumir las variedades crudas (sin sal añadida ni tampoco fritas). Los frutos secos pueden ser, además, una fuente de triptófano, nutrientes positivos para el estado de ánimo, dado su contenido en minerales y vitaminas que regulan la producción de energía y los procesos del sistema nervioso.

Brochetas ligeras. Para continuar con un aperitivo algo más contundente, se puede optar por las brochetas con alimentos saludables como de pollo con piña o las de tomate cherry y mozzarella, así como brochetas de pescado y verdura sazonadas con hierbas aromáticas.

Dip vegetal de berenjena. Trinchamos la berenjena repetidamente, la envolvemos en papel de cocina y la introducimos 5 minutos en el microondas. Luego le sacamos toda la carne con una cuchara y la mezclamos con limón exprimido, comino, ajo, aceite de oliva, sal y perejil (opcionalmente también tahini). Lo mezclamos todo (si queremos homogeneizar más la mezcla lo pasamos por la batidora) y tendremos un sabroso dip vegetal oriental que podemos comer con cualquier pan o pan tipo pita.

Powered by WPeMatico